Vladimir Putin acepta realización de elecciones ucranianas

Rusia, 7 de mayo de 2014 (COMUNICA).- En un giro inesperado mientras se vive la más violenta crisis ucraniana, el presidente ruso, Vladimir Putin, sorprendió hoy al aceptar las elecciones ucranianas y pedir a los insurgentes prorrusos que aplacen su referéndum independentista.

"Pedimos a los representantes del sureste de Ucrania, a los partidarios de la federalización del país, que aplacen el referéndum previsto para el 11 de mayo próximo", dijo Putin.

El líder del Kremlin explicó que con ello se crearían "las condiciones necesarias para el diálogo" con el Gobierno de Kiev, en lo que parece un cambio de estrategia en relación a este conflicto al aceptar por primera vez las elecciones presidenciales adelantadas, que las nuevas autoridades de Kiev tienen previsto celebrar el 25 de mayo.

El líder ruso señaló que esos comicios "son un paso en la buena dirección", tras reunirse hoy en Moscú con el presidente de la Organización para la Seguridad y la Cooperación en Europa (OSCE), Didier Burkhalter.

El visto bueno de Rusia a estos comicios se produce después de una intensa presión política y diplomática por parte de la Unión Europea y Estados Unidos en los últimos días, coincidiendo con la ofensiva militar lanzada por las autoridades ucranianas en el este y el aumento de la violencia.

Occidente lanzó alarmantes advertencias de que una cancelación de las elecciones significaría el caos para Ucrania y el fin de la ayuda prometida por el FMI para salvar al país del colapso financiero.

Rusia, entretanto, criticaba hasta ayer mismo que esos comicios fueran a tener lugar en medio del operativo militar que se desarrolla en las regiones prorrusas.

Putin matizó hoy, no obstante, que las elecciones no decidirán nada "si todos los ciudadanos de Ucrania no entienden cómo se garantizarán sus derechos después de su celebración".

Tras la reunión en Moscú, el jefe de la OSCE descartó la celebración, por el momento, de una nueva reunión sobre Ucrania en Ginebra.

"No se estudia por ahora la celebración de una conferencia sobre el cumplimiento de los acuerdos de Ginebra (del 17 de abril). Es decir, no se planea una llamada Ginebra 2", manifestó.

RFS